Si has caído en situación de insolvencia, puede que tu mejor opción sea contratar a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad. Estos profesionales pueden reestructurar tus deudas e incluso llegar a cancelarlas. Para ello recurren al mecanismo de segunda oportunidad, que permite a los deudores particulares de buena fe volver a empezar.

Pero, ¿sabes dónde encontrar a uno de estos profesionales? En Debify contamos con los mejores abogados especializados en Segunda Oportunidad. Y a continuación te vamos a explicar por qué es tan importante la experiencia de tu letrado.

¡Contacta ya con tu especialista en Segunda Oportunidad!




He leído y acepto la política de privacidad

¿Qué caracteriza a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad?

Como sabes, en el mundo del Derecho es importante asesorarse por especialistas. La jurisprudencia se actualiza constantemente, y los instrumentos procesales que sirven para unos casos son ineficientes para otros.

En el caso de la Ley de Segunda Oportunidad, contar con un letrado con experiencia es particularmente importante, ya que:

  • Si llegas a liquidar tus bienes será fácil salvar aquellos inembargables. Sin embargo, solo con la asistencia de un abogado especialista en Segunda Oportunidad podrás rescatar bienes tan relevantes como la vivienda habitual.
  • A la hora de iniciar negociaciones, siempre es recomendable contar con alguien acostumbrado a tratar con acreedores. Si tu abogado conoce las posibilidades reales de éxito de tu asunto siempre podrá mejorar tu posición, forzando a tus acreedores a aceptar mejores acuerdos.
  • La mejor estrategia en un proceso de Segunda Oportunidad no siempre es evidente. Por ejemplo, en ocasiones es recomendable evitar la fase del BEPI (como cuando quieres rescatar algunos activos) mientras que en otras ocasiones es preferible que fracase el acuerdo extrajudicial de pagos.

En definitiva, los abogados especialistas en la Ley de Segunda Oportunidad son expertos negociadores, que están a la última en lo que a jurisprudencia sobre la materia se refiere. Esto no solo les permite incrementar tus posibilidades de éxito, sino también maximizar el importe de las deudas canceladas.

Pero, ¿es caro contratar a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad?

Eso depende. Muchas veces los abogados que trabajan en este campo adaptan sus honorarios al activo y pasivo concurrente. En ocasiones parece que esta opción es la más económica, pero conviene hacer una comparativa concienzuda.

Ten en cuenta que el cobro a cuota litis (que es como se llama esta clase de comisión) no siempre es el más económico. Especialmente cuando las deudas a cancelar son muy cuantiosas.

Otra forma de cobro, que te pemitirá tener un control más exhaustivo sobre los costes del procedimiento, es mediante tarifas cerradas. Por ejemplo, en Debify ponemos a tu disposición a los mejores especialistas en la Ley de Segunda Oportunidad desde tan solo 2.400 euros.

La ventaja de esta forma de tarificar es que en todo momento sabrás cuánto van a costarte los servicios de tus profesionales. Además, si puedes pagar fraccionadamente (opción disponible en Debify) tendrás la ventaja de no tener que cargar con una nueva deuda.

Ahora ya sabes cuánto puede costarte contratar a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad. Pero… ¿realmente resulta rentable?

En nuestro artículo sobre experiencias con la Ley de Segunda Oportunidad hemos incluido algunos casos de éxito. Si le echas un vistazo verás que esta norma ha llegado a suponer exoneraciones de casi cuatro millones de euros. Incluso en los casos más modestos, quienes recurren a este mecanismo consiguen cancelar cientos de miles de euros de un plumazo.

Así que solo tienes que echar un vistazo a las hemerotecas y comprobarás que contratar a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad es, probablemente, la mejor inversión que puedes hacer desde una insolvencia actual o inminente.

¿Cómo trabajan estos especialistas?

Lo primero que hará un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad será analizar tu caso particular. No hay dos procesos de segunda oportunidad iguales, así que para trazar la mejor estrategia tendrá que conocer:

  • La composición de tu activo.
    • Si tienes alguna preferencia a la hora de intentar rescatar algunos de tus bienes o derechos.
    • A cuánto asciende tu patrimonio en el momento de la insolvencia actual o inminente.
    • Tus condiciones personales y profesionales: si estas casado y, en caso afirmativo, cuál es tu régimen económico matrimonial, si cobras una nómina o pensión, si desarrollas actividades económicas o profesionales…
  • La composición de tu pasivo.
    • Cuántos acreedores tienes y quiénes son. Ten en cuenta que los acreedores públicos como la AEAT, el Ayuntamiento o la Seguridad Social no se someten a las mismas normas que los privados. Pese a ello, es posible librarte de los créditos públicos si sabes cómo hacerlo.
    • La cuantía de tus deudas y obligaciones. En este sentido deben computarse tanto las deudas que resulten exigibles como las que todavía no lo sean.
    • La existencia de pensiones en favor de familiares u obligaciones como la de alimentos.

Una vez conozca la composición de tu patrimonio y de tus deudas, tu abogado podrá preparar el proceso de segunda oportunidad. Ten en cuenta que esta información debe proporcionarse en la solicitud del acuerdo extrajudicial de pagos. De modo que si reúnes toda la información y documentación agilizarás el proceso en la medida de lo posible.

Primeros pasos

Una vez cuente con todos los antecedentes necesarios, tu abogado presentará la solicitud del acuerdo extrajudicial de pagos. Con ello se detendrán las ejecuciones sobre tu patrimonio y el devengo de intereses, lo que implica una primera ventaja del proceso de segunda oportunidad.

Se nombrará a un mediador concursal, que es el encargado de acompañarte durante la primera etapa del procedimiento y, en su caso, de solicitar la apertura del concurso consecutivo.

La primera tarea del mediador concursal es analizar las masas activas y pasivas y convocar a los acreedores para tratar de conseguir un acuerdo extrajudicial de pagos. Durante esta fase serán cruciales las habilidades de negociación de tu letrado, que podría conseguir:

  • Quitas y esperas. Se trata de condonaciones de deuda, aplazamientos y fraccionamientos. Dependiendo del nivel de adhesión que consigas, estas abarcarán más o menos proporción de tus deudas.
  • Capitalización de créditos y dación en pago o para el pago. Se trata de conversiones de deudas, que quedarán satisfechas al entregar determinados bienes o transformarse en instrumentos financieros.

La resolución del proceso

El proceso de segunda oportunidad podría terminar aquí. Sin embargo, también podría ocurrir que las negociaciones fracasaran. Esto no siempre es negativo.

Como hemos explicado antes, hay ocasiones en las que no te interesará llegar a un acuerdo. Incluso hay circunstancias bajo las cuales puedes prescindir del procedimiento y solicitar el beneficio de exoneración del pasivo insatisfecho (BEPI).

El BEPI te permite cancelar todas aquellas deudas que no puedas pagar. Puede otorgarse de forma definitiva o provisional:

  • Cuando se otorga de forma definitiva se cancelan de forma automática las deudas que no hayas podido pagar. Sin embargo, debes disponer de capital suficiente para hacerte cargo de algunas de tus deudas.
  • Cuando se otorga de forma provisional queda subordinado al cumplimiento de un plan de pagos. En caso de que cumplas el plan de pagos, cuya vigencia puede alcanzar los 5 años, se cancelarán todas las deudas pendientes.
    De hecho, un buen abogado especializado en la Ley de Segunda Oportunidad podría llegar a conseguir una exoneración de deudas incluso en el caso de que incumplas tu plan de pagos. Por eso es importante invertir en la experiencia de tu defensor.

En definitiva, el proceso de segunda oportunidad puede alargarse más o menos dependiendo de tu situación y cómo se resuelva cada etapa. Si tienes suerte, podrías haber cancelado tus deudas en un plazo de tres o cuatro meses. De lo contrario, podrías estar bajo vigilancia hasta que cumplas el plan de pagos, lo cual puede tardar hasta cinco años.

Comprenderás ahora que contratar a un abogado especialista en la Ley de Segunda Oportunidad no es caro. Especialmente si se encarga de realizar un seguimiento de tu caso y consigue rescatar una parte sustancial de tu patrimonio.

¡Contacta ya con tu especialista en Segunda Oportunidad!




He leído y acepto la política de privacidad

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
×